Leatherman para los papás

 

La Leatherman para papás

Pues a mí la que siempre me salva de cualquier apuro es mi WAVE, la uso para todo, en el trabajo, en casa y en la calle. La última vez que me echó un cable fue con un juguete de nuestra pequeña Martina.

Es una cocinita que hace ruido como si hubiera agua hirviendo y se pasa las horas “cocinando”. Y una tarde se acercó: “Papi, la cocinita no funciona”; “bicheamos” un poco y descubrimos que en el compartimento de las pilas una de las pestañas estaba oxidado. Con las puntas intercambiables quitamos los tornillos y con la lima fina que trae la WAVE, lijamos esa pestaña…¡Y a seguir cocinando! Funciona perfectamente. La WAVE nos salvó ese fin de semana

¿Qué te ha parecido la historia de Enrique y su hija? Cuéntanos la tuya con el hashtag #LeathermanES

Descubre todas las Historias Leatherman Entra aquí